• Rebeca Díez

Sepúlveda, villa medieval de gran belleza situada en un enclave singular

En un entorno privilegiado, junto al Parque Natural de las Hoces del río Duratón en Segovia, se encuentra la villa medieval de Sepúlveda. Su Conjunto Histórico Artístico, unido a su gran gastronomía y un entorno espectacular, llevaron a Sepúlveda a estar incluida, como no podía ser de otra manera, en la asociación que engloba Los Pueblos más bonitos de España.


Vistas de Sepúlveda desde el mirador de Zuloaga.
Vistas de Sepúlveda desde el mirador de Zuloaga.

Gracias a la situación estratégica de la villa, esta localidad segoviana atesora un importante patrimonio histórico y artístico como el castillo, las murallas del siglo XII y algunas de las puertas que todavía se conservan de las siete que llegaron a existir: Puerta del Ecce Homo o del Azogue; del Río; puerta de la Fuerza; del Postiguillo; de la Judería; de Duruelo y puerta del Vado.


Su gran atractivo turístico se completa con templos como la iglesia de San Salvador, la de San Bartolomé o la iglesia de Santiago en la que actualmente se encuentra el Centro de Interpretación de la Naturaleza del Parque Natural de las Hoces del Duratón. Y otros como San Justo y Pastor, con el Museo de los Fueros, el Santuario de Nuestra Señora la Virgen de la Peña, el Centro de Interpretación de la Cárcel Antigua o el Museo de Lope Tablada de Diego.


Qué ver de Sepúlveda, la villa de las siete puertas


Arquitectura civil

Arquitectura religiosa

Cómo llegar a Sepúlveda

Qué ver cerca de Sepúlveda

Galería multimedia

Mirador de Zuloaga


Antes de iniciar nuestro recorrido por las calles de Sepúlveda merece la pena detenerse en el Mirador de Zuloaga, una parada imprescindible para disfrutar de una vista panorámica de la villa. Se encuentra a las afueras de la localidad y es aconsejable ir en coche, ya que además dispone de un amplio aparcamiento.


Vistas de Sepúlveda desde el mirador de Zuloaga.
Vistas de Sepúlveda desde el mirador de Zuloaga. Foto: EnPueblo.

Plaza Mayor y murallas


Ya en el casco urbano de la localidad llegaremos hasta la Plaza Mayor (rectangular y parcialmente porticada), donde destacan los restos del Castillo que marca el límite de las murallas de la villa. El trazado de la muralla se puede seguir en algunas zonas, como en el tramo llamado Trascastillo y en la zona de El Postiguillo. Podemos apreciar un conjunto de varios edificios de diferentes épocas superpuestos sobre los torreones del castillo original.



Es una edificación producto de tres épocas muy distintas: tres torreones pertenecientes a la muralla árabe del siglo X que formaba parte, al mismo tiempo, del castillo-palacio; por otro lado en los paños de la muralla se abren dos balconadas pertenecientes a la casa de los González de Sepúlveda; y ya en el siglo XVIII al castillo se le adosó una fachada barroca acompañada de una espadaña situada en el torreón central y formada por dos campanas. Una de las campanas de la espadaña del castillo es la zángana, sonaba a las diez de la noche para anunciar el toque de queda con el que cerraban las siete puertas de la villa. En la parte inferior de sus torreones se encuentra el Reloj de la Plaza. Esta es, junto a la panorámica desde el Mirador, una de las imágenes más representativas de Sepúlveda.



Puertas de la villa


También se conservan algunas de sus Siete Puertas: en la entrada de la calle que lleva al Santuario de Nuestra Señora de la Virgen de la Peña se encuentra la llamada Puerta del Azogue o del Ecce Homo. A las afueras se observan los restos de la Puerta de la Fuerza y en el barrio de San Esteban se encuentra la Puerta del Río.



Antigua cárcel


Otro de los puntos de interés cercano a la plaza Mayor es la Antigua cárcel, hoy Oficina de Turismo, que era el edificio donde albergaba la Prisión del Concejo. Fue rehabilitada por la Fundación del Patrimonio Histórico. Frente a la antigua cárcel se encuentra el edificio del Ayuntamiento.


Consulta horarios de apertura de la Oficina de Turismo y de las iglesias (Más información).


Iglesia de San Bartolomé


En el otro extremo de la plaza Mayor se alza la iglesia románica de San Bartolomé, la única iglesia de las tres que se construyeron en zona de extramuros que aún se conserva. Destaca también la escalinata de piedra, con una cruz para acceder a ella.



Iglesia de El Salvador


No obstante, es la Iglesia del Salvador la que está considerada como la principal iglesia románica de la villa. Declarada Bien de Interés Cultural, es considerada el edificio románico más antiguo (s. XI - año 1093), de la provincia de Segovia y al sur del Duero y constituye uno de los paradigmas del románico castellano.


Iglesia Nuestra Señora La Virgen de la Peña


Destaca también la Iglesia de Nuestra Señora La Virgen de la Peña, un santuario románico datado en el siglo XII y que tiene una gran similitud arquitectónica con la Iglesia el Salvador. A la iglesia inicial se suman los volúmenes del camarín, la sacristía, el pórtico (que se le añadió en el s. XIII pero también es románico), la galería porticada en el lado de la derecha y la casa del cura a los pies. Las dos obras más importantes que se conservan en el interior son la imagen de la Virgen de la Peña, patrona de Sepúlveda y su Comunidad de Villa y Tierra, y la escultura de Cristo Crucificado.



Detrás de la iglesia se encuentra el Mirador de las Hoces del Duratón, desde donde se pueden obtener unas vistas de gran belleza.



Iglesia de Santiago


Otra de las cinco iglesias románicas que aún se mantienen en pie en Sepúlveda es la iglesia de Santiago. De una sola nave rectangular, tiene un ábside de cuarto de esfera de estilo mozárabe, de ladrillo con doble arquería y figuras geométricas que es único en Sepúlveda. En el interior de este edificio se encuentra hoy la Casa del Parque o Centro de Interpretación de las Hoces del Río Duratón.


Iglesia de los Santos Justo y Pastor


Por otra parte, la iglesia de los Santos Justo y Pastor en la actualidad acoge el Museo de los Fueros, donde se puede conocer toda la historia de este municipio. Esta iglesia románica, que data los siglos XII y XIII, fue declarada Monumento Nacional en 1931.



Se encuentra situada intramuros, es decir, dentro de la muralla que protegía Sepúlveda, tras la Puerta del Azogue. Por su emplazamiento y magnitud, debió ser una de las iglesias más importantes de Sepúlveda, que llegó a contar con quince parroquias.


Galería multimedia



Cómo llegar a Sepúlveda



Qué ver cerca de Sepúlveda

  • Iglesia de la Asunción de Duratón: Se encuentra en la localidad de Duratón, perteneciente al municipio de Sepúlveda, de la que dista 7 kilómetros.

  • La Cueva de los Enebralejos (Prádena): es la más importante de las conocidas en la provincia de Segovia. En ella se reúnen circunstancias desde los puntos de vista espeleológico, arqueológico, geográfico y turístico.

  • Sendas y rutas por las Hoces del Duratón.

  • Los pueblos rojos y negros de Segovia

  • Pedraza

  • Ayllón

  • Riaza

  • Cuéllar

  • Coca