• Daniel González

Seis razones para visitar la histórica villa de Tiedra

Los mejores adjetivos para describir a esta localidad de los Montes Torozos vallisoletanos, es histórica y peculiar. Pues sus calles, plazas y sembrados dibujan su longevidad, con un pasado que ha visto pasar diversas civilizaciones desde la época vaccea, a la romana, medieval castellana-leonesa y hasta la actualidad, siendo esta última etapa la que le ha otorgado un conjunto de luces y sombras.


Castillo de Tiedra
Castillo de Tiedra

Tiedra, que quedó muy perjudicada por el éxodo rural en el siglo XX, ahora es un pueblo que tiene mucho que ofrecer, con unos monumentos que plasman perfectamente su largo camino por la historia, desde un pequeño castillo del siglo XII muy bien conservado a una importante cantidad de iglesias, de las cuales solo una mantiene el servicio religioso. Pero no todo se queda en su monumentos históricos, pues Tiedra en los últimos años ha sumado nuevos atractivos turísticos muy reseñables ¿La descubrimos?



Seis razones para visitar Tiedra

  1. Castillo medieval del siglo XII

  2. Las iglesias

  3. Calles y casas de Tiedra

  4. Campos de lavanda

  5. La ciudad vaccea de Amallóbriga

  6. El cielo estrellado



1. Castillo del siglo XII


Sin duda la edificación más importante y destacada del municipio y un paso obligado, pues es la mejor lugar para contemplar todo el municipio. Una preciosa vista, desde lo alto de su torre que te sorprende con un espectacular panorama al contemplar el amplio valle del Duero en dirección a Toro.


Este bastión forma parte de la red de castillos fronterizos entre el antiguo Reino de Castilla y de León. Concretamente, el de Tiedra pertenecía al Reino de León, que competía con el margen de Castilla en el cercano castillo de Urueña. La fortaleza se sitúa sobre un espigón estratégico, pues desde su torre del homenaje de 33 metros se consigue una amplia visibilidad del valle.


La construcción del castillo data del siglo XII y su estructura es sencilla, basada en una torre de homenaje rectangular y una muralla pentagonal que le protege. Este castillo, que llegó a ser utilizado como un palomar y a punto de ser abandonado, fue finalmente comprado y rehabilitado por el ayuntamiento en el año 2004. Desde el verano de 2013, se ha abierto al público y el Ayuntamiento de Tiedra ha organizado visitas guiadas.


Iglesia en ruinas de San Pedro de Tiedra
Iglesia en ruinas de San Pedro

2. Las iglesias de Tiedra


La localidad llegó a disponer de cuatro iglesias, de los que ahora solo hay una en uso, la Iglesia -gótica del siglo XVI- del Salvador. También se conservan otras dos iglesias, las más antiguas, San Pedro y San Miguel, ambas del siglo XII y reconstruidas en el siglo XVI, tuvieron también un carácter defensivo, pues estaban pegadas a la antigua muralla medieval que defendía el municipio.

Ermita de Nuestra Señora de Tiedra Vieja
Ermita de Nuestra Señora de Tiedra Vieja

Destaca especialmente por su estado la iglesia de San Pedro, hoy en ruinas y sin techumbre, aunque recientemente se están acometiendo unas obras para consolidarla y rehabilitarla. También mencionar la bonita ermita -de estilo barroca- de Nuestra Señora de Tiedra Vieja. Alejada del casco urbano de Tiedra, este templo cuenta con un patio porticado donde se ubicaba antiguamente una hospedería, y como dato curioso, la ermita luce un reloj de sol del siglo XV procedente del monasterio de la Santa Espina y que, posiblemente, sea el más antiguo de toda la provincia de Valladolid.



Ayuntamiento de Tiedra
Ayuntamiento de Tiedra

3. Las calles y casas de Tiedra


Las calles del pueblo son estrechas e irregulares, y dejan entrever lo grande que llegó a ser el municipio en los siglos XIX y XX, con casonas de ladrillo de perfil burgués que contrastan con las otras casas más pequeñas en su casco viejo de mampostería de piedra, adobe y tapial. También destaca su Plaza Mayor porticada con columnas que van del siglo XVI al XVIII. En la misma plaza se sitúa el edificio del Ayuntamiento, construido en ladrillo sobre un antiguo hospital en el siglo XIX y en el que se mezclan diferentes estilos arquitectónicos.


Patio de la Ermita de Tiedra
Patio de la ermita de Tiedra

4. Ciudad vaccea de Amallóbriga


Los primeros atisbos de población y asentamiento en Tiedra datan del primer milenio a.C  con los vacceos, cuya ciudad los romanos llamaron Amallóbriga. De esta ciudad ahora solo quedan restos, muchos de ellos aún enterrados en la tierra. El Ayuntamiento cuenta con una exposición arquitectónica muy humilde de los restos que se han ido encontrando, desde columnas y tejas a piezas de alforjas. El sitio arquitectónico  de Amallóbriga está declarado Bien Arqueológico de Interés Cultural y se levantó en un cerro próximo al casco urbano, cerca de donde ahora se levanta la Ermita -de estilo barroca- de Nuestra Señora de Tiedra Vieja.


Campos de lavanda de Tiedra
Campos de lavanda de Tiedra

5. La imagen perfecta en los campos de lavanda


Uno de los mayores atractivos de Tiedra en los últimos años han sido sus campos de lavanda, que han situado al pueblo en el mapa turísticos, especialmente a partir de julio cuando florecen y los campos se tiñen de color lila.



Esta inusual plantación se debe a que aquí se ha situado el primer centro de interpretación dedicado al mundo de las lavandas, donde se puede hacer un recorrido por sus variedades, cultivos y aromas, o repasar su presencia en nuestra cultura y costumbres a lo largo de la historia.




6. La excelencia del cielo nocturno castellano


Si ya fuera poco todo lo que ofrece Tiedra, también desde hace años se sitúa aquí un Centro Astronómico que aprovecha la ausencia de contaminación lumínica en su cielo nocturno y permite disfrutar de los cielos estrellados, que tan difícil son de ver en nuestros días. Un lugar único en la provincia de Valladolid que cuenta con un planetario, dos observatorios dotados de telescopios y una zona exterior para la observación de las constelaciones. Todo ello para acercar la astronomía a todos lo públicos y fomentar a su vez el “Turismo de las Estrellas”.


Actualmente este centro se encuentra temporalmente cerrado por la restricciones a la espera de poder abrir en un futuro. Más información pincha aquí


Castillo de Tiedra
Castillo de Tiedra

Qué ver cerca de Tiedra


Este municipio se encuentra en una comarca que está lleno de lugares singulares:

  • Urueña, la única Villa del Libro de España y parada obligatoria para los amantes de la lectura.

  • Tiedra se sitúa en la antigua frontera entre los reinos de León y de Castilla lo que permite deleitarnos con multitud de castillos separados por pocos kilómetros, como es el castillo de Villalonso, ya en la provincia de Zamora, o los castillos de Mota del Marqués o Villavellid.

  • Iglesia de Villardefrades (una gran obra sin terminar)

  • Iglesia Mozárabe de San Cebrián de Mazote.


Galería Fotográfica



Cómo llegar a Tiedra